La Verdad
FC Cartagena
Andrés Alonso, capitán del Cartagena FC, en un reciente partido ante el Fortuna.
Andrés Alonso, capitán del Cartagena FC, en un reciente partido ante el Fortuna. / José María Rodríguez

Gómez Meseguer ya vuela solo

  • El viejo Efesé se declara «independiente» y su presidente anuncia que «a partir de ahora nuestro objetivo es llegar a donde nos lleven los chavales»

El Cartagena Fútbol Club es «independiente». Su presidente, José Gómez Meseguer, anunció ayer en una rueda de prensa en la que estuvo acompañado por el edil de Deportes, Diego Ortega, que «a partir de ahora nuestro objetivo es llegar a donde nos lleven los chavales». Añadió que «estamos perfectamente preparados para competir en Segunda B, ya que nuestra deuda es de cero euros» y fue más allá al asegurar que si el Fútbol Club Cartagena no hubiera seguido compitiendo en la división de bronce, «nosotros hubiéramos cogido el testigo», apuntó Gómez Meseguer.

«Estamos dolidos y tristes porque el convenio de filialidad se ha roto. Nosotros siempre hemos querido ayudar al primer equipo de la ciudad e ir con ellos de la mano. Pero, por otro lado, nos quitamos un peso de encima y terminamos de coger disgustos, porque estos últimos años han sido muy malos. Primero, cuando se fueron a La Unión, nos desmantelaron todos nuestros equipos de base y nos dejaron en pelotas. Luego, un día me citó Paco López [ex director general del FC Cartagena] y se presentó en el puerto de Murcia con tres correveidiles. Aquel día me pidió volver a lo de antes y yo le di otra oportunidad. A cambio, nos tenían que pagar 8.000 euros mensuales. Al bajar a Segunda B, se quedó en 5.000 euros mensuales. Pero nunca han cumplido. Me han engañado todos. Paco Gómez, Paco López y hasta Fran de Paula, que era mi amigo. Nos deben más de 100.00 euros», contó ayer el presidente del viejo Efesé.

Pese a todo, Gómez Meseguer estaba dispuesto a reconducir la situación, «pero estos señores nuevos que han entrado no se han puesto en contacto conmigo para nada. Cristina [Bustillo] me llamó el lunes para preguntarme qué íbamos a hacer con el tema del convenio de filialidad y le comenté que no íbamos a seguir con ellos, porque no nos interesaba. Y ello me dijo que le parecía muy bien, ya que los nuevos dueños del club habían decidido buscar otro filial y tenían claro que no iban a seguir con nosotros. Por tanto, a partir de ahora cada uno irá por su camino», dijo.

Gómez Meseguer confesó que en la Federación -no concretó si en la Española o en la Murciana- contaban con su club para que este verano ocupara alguna posible plaza vacante en Segunda B. «Hubo rumores y me llegaron cosas. Pero nuestra idea no es subir en los despachos. Lo que sí tenemos claro es que este año vamos a intentar jugar la fase de ascenso a Segunda B y que en enero, si estamos cerca del cuarto puesto, reforzaremos el equipo. Voy a llegar hasta donde los muchachos me lleven. Estoy cansado de escuchar que en Cartagena no hay cantera, ni infraestructuras ni instalaciones. Todo eso que la gente pide lo tenemos aquí. Otra cosa es que la sociedad cartagenera nos haga caso. A veces, creo que hay mucha gente que no sabe que existimos», se quejó el presidente del viejo Efesé.

Sin deuda

«Tenemos a 400 chavales jugando aquí, contamos con 28 equipos, un montón de técnicos y un montón de padres. Tenemos un equipo en Tercera y un juvenil en División de Honor. Todos nos piden que sigamos escalando. Nos piden más. Tenemos dos campos grandes, uno con capacidad para 1.500 personas y otro en el que caben 1.000. Y tenemos el estadio Cartagonova, en el que caben 15.000. No tenemos deuda y el mejor ejemplo es que todos los años recibimos nuestra subvención de la Concejalía de Deportes. Eso es porque estamos en regla con Hacienda y Seguridad Social. Lo tenemos todo. Queríamos poner todo esto al servicio del Fútbol Club Cartagena. A ellos le dimos nuestro nombre y nuestro escudo. Y le ofrecimos nuestros futbolistas. Les hemos dado facilidades en los pagos, pero no quieren seguir con nosotros», señaló Gómez Meseguer.

La directiva del Efesé comenzará el lunes a vender abonos para la próxima temporada. El carné cuesta 50 euros y da derecho a ver todos los partidos del Tercera y del División de Honor. El objetivo de Gómez Meseguer es alcanzar los 1.000 abonados, que serían 600 más de los que tiene actualmente. «Ahora que ya estamos solos, queremos ver si contamos con el respaldo de la sociedad cartagenera o no», remató.