Munúa: «Se adaptaron mejor»

Gustavo Munúa, ayer en el campo de Santo Domingo. /LOF
Gustavo Munúa, ayer en el campo de Santo Domingo. / LOF

«Los jugadores no podían ni parar la pelota por el estado del césped», alega

LA VERDAD Cartagena

Gustavo Munúa, entrenador del Cartagena, aceptó la derrota en El Ejido, la primera que su equipo encaja como visitante en lo que va de temporada. Basó casi todo su discurso post-partido en el lamentable estado del terreno de juego de Santo Domingo. «No sabíamos que estaba tan mal», confesó el uruguayo. «Ya sabemos que estas cosas pasan en Segunda B y el estado del campo ha hecho que el partido sea muy atípico», lamentó. «Los jugadores no podían ni parar la pelota por el estado del césped», dijo.

«No se podía tocar y era difícil hacer nuestro juego. Por eso, hemos tratado de buscar juego directo, con balones largos, segundas pelotas y fútbol poco elaborado. Pero la realidad es que en eso El Ejido se siente muy cómodo y nos ganó en ese tipo de situaciones. En eso fueron mejores y se adaptaron bien. El campo no dejaba hacer muchas cosas. Ya digo que los futbolistas no podían ni parar la pelota. La Segunda B tiene estas cosas. No esperábamos que el terreno iba a estar tan mal. Pero tampoco nos puede servir como excusa. En otros campos que estaban mal sí que supimos adaptarnos. En los últimos 30 minuto sempujamos un poco al rival, porque nos adaptamos ligeramente al terreno de juego. Pero no fue suficiente para sumar un punto, al menos», resumió Munúa.

La comparecencia del técnico albinegro tras la derrota en El Ejido continuó por los mismos derroteros. «En la primera parte estuvimos mal. No debimos insistir en hacer nuestro juego. Era un día para hacer cosas distintas, porque cada control y cada pase era un mundo. Era complicado realizarlo y eso le daba tiempo al rival a colocarse y a sentirse cómodo sin pelota. Usamos un juego más vertical, adaptándonos a las condiciones del campo, pero sin estar cómodos. Se notó desde el principio que el rival estaba más adaptado a estas condiciones. Y nos terminaron ganando», reconoció.

«Ya sabemos que estas cosas pasan en Segunda B y al final hemos tenido que jugar un partido atípico»

«No debimos insistir en hacer nuestro juego. Era un día para buscar juego directo y segundas pelotas»

«Ellos conocían el campo y tenían jugadores para hacer lo que este césped requería. Ganaron bien»

El enfado de Gracia

La imagen de la tarde la dejó el sevillano Julio Gracia, quien pateó una silla junto al banquillo cuando fue sustituido, en el minuto 52, por el veterano Rubén Cruz. Munúa no le dio importancia, al menos públicamente. Para terminar, el uruguayo matizó que «el campo estaba muy difícil, pero yo no quiero usarlo de excusa. Ellos se adaptaron mejor y son justos vencedores. Conocían el campo y tenían jugadores para hacer lo que este césped requería. Les salió bien y ganaron», sentenció.

 

Fotos

Vídeos