Cristo y nada más

Cristo Martín, ante el filial del Betis, en el penúltimo partido antes de lesionarse. / lof
Cristo Martín, ante el filial del Betis, en el penúltimo partido antes de lesionarse. / lof

La posible vuelta del tinerfeño sería la única novedad del Efesé en este mercado

Francisco J. Moya
FRANCISCO J. MOYA

Lo viene avisando Paco Belmonte, dueño del Cartagena, desde principios de diciembre. «Tendremos un mes de enero muy tranquilo, con muy poco movimiento», ha repetido en varias ocasiones. Y no iba de farol. El Cartagena no va a hacer ningún fichaje en esta ventana de contrataciones y la única incorporación -si finalmente se lleva a cabo- sería la del atacante tinerfeño Cristo Martín (Santa Cruz de Tenerife, 1987). Si se decide que vuelva a la plantilla tendrá que ocupar una ficha senior y deberá salir un jugador mayor de 23 años. Si, por el contrario, Cristo sigue sin ficha, seguirán los mismos, algo que no pasaba desde el mercado de enero de 2015. Entonces, en el año de Sporto Gol Man, se fueron Nacho Neira y Pallarés. Y no vino nadie, pero fue porque la deuda del club ante la AFE impedía fichar al Efesé en ese momento.

El que menos minutos ha disputado en la primera vuelta ha sido Queijeiro, por lesión, quien solo ha acumulado 45 minutos de juego. Antonio López ha tenido 378 minutos. El meta Mario, 691. El goleador Rubén Cruz, 765. Y el mediapunta Fito Miranda, convertido en el jugador número 12 en las últimas jornadas, ha sumado 794 minutos. Antonio López tenía una propuesta del UCAM, pero en el Cartagena han dicho en varias ocasiones que el central de Puerto Lumbreras no va a salir del club y va a terminar la temporada a las órdenes de Gustavo Munúa, quien no obstante ya tiene muy definida su pareja de centrales. Está formada por Moisés y Ayala.

Otro que no se mueve es Rubén Cruz, quien tenía también varias ofertas. Ayer lo dejó muy claro el delantero utrerano en una carta que colgó en su cuenta de Twitter, aprovechando que se cumplía un año de su llegada a Cartagena, procedente del Cádiz. «Puedo decir que estoy feliz, ilusionado y comprometido con este club. Me siento querido por la afición del Efesé y lo único que puedo hacer es seguir demostrando mi rendimiento, ya que en estos 41 partidos que llevo vistiendo la elástica albinegra he sido el máximo goleador del 2018. En lo único que pienso es en ascender y darle a este club el sitio que merece», aclaró.

El que sí hará pronto las maletas es el madrileño Juan Moreno, de 21 años, el único futbolista que abandonará el Cartagena en este mercado invernal, a expensas de la decisión que se tome con Cristo. Será la última semana de enero cuando el club, tras reunirse con médicos, fisios y el propio jugador, tome una determinación definitiva. Obviamente, a Cristo todavía le queda para poder competir al 100%, pero su caso es especial y en la decisión final no solo pesará lo deportivo.

Volviendo a Juan Moreno, se trata del jugador que menos minutos ha tenido en la primera vuelta (solo los 21 que Munúa le dio en Huelva) y cuenta con varias ofertas de equipos del grupo IV. Lo quieren Villanovense, Malagueño y Recreativo de Huelva. El chico, fichado en verano tras terminar su contrato con el filial del Atlético de Madrid, quiere minutos y terminará marchándose.