Fútbol | FC Cartagena

A por otro reto albinegro con un campo lleno

Imagen del encuentro entre el Efesé y el Real Murcia en la primera vuelta. /A. Gil/ AGM
Imagen del encuentro entre el Efesé y el Real Murcia en la primera vuelta. / A. Gil/ AGM

El Efesé quiere un Cartagonova a rebosar ante el Majadahonda: «No esperamos otra cosa», sostiene Paco Belmonte. El Cartagena ha jugado seis partidos de liga en sábado y solo ante el Real Murcia pudo romper la barrera de los 7.000 espectadores

RUBÉN SERRANOCARTAGENA

A unos les pilló en la playa la primera vez, en pleno agosto y de vacaciones. Otros son festeros, así que en septiembre, en plenos actos de Carthagineses y Romanos, les fue imposible ir al estadio. Otros días coincidieron con lluvia, la Semana Santa, los bautizos y las comuniones. El caso es que el Cartagena jugó seis partidos de la liga regular en sábado, y, entre unas cosas y otras, nunca pudo romper la barrera de los 7.000 espectadores en las gradas del Cartagonova, salvo en el derbi regional ante el Real Murcia (9.250), que siempre es una cita especial. Pero esta vez es distinto: el equipo está más cerca que nunca de subir a Segunda, tras seis años seguidos en Segunda B, y la afición es consciente de que, aunque sea sábado a las 16.15 horas de la tarde, no puede faltar al partido de ida contra el Rayo Majadahonda. Es el primero de los dos asaltos que separan al Efesé del fútbol profesional. Y la Efesemanía está de vuelta, si es que alguna vez llegó a esfumarse del todo.

El Cartagena quiere romper las estadísticas y batir una plusmarca nunca vista este curso un sábado: llenar el campo, o al menos rozarlo, aunque el partido sea de pago para los abonados, los comercios estén abiertos y el partido sea televisado a nivel nacional. «La previsión es de lleno, no podemos esperar otra cosa que no sea eso en un partido de ascenso», sostuvo ayer el dueño y presidente del club, Paco Belmonte. Sería todo un récord, sin duda, a tenor de los datos registrados fuera del horario habitual (domingo por la tarde). Para ver el primero hay que remontarse a la noche del sábado 19 de agosto de 2017, en el estreno liguero ante el Recreativo de Huelva (3-2). A aquella cita, que se complicó y resolvió Aketxe con un soberbio cabezazo en el minuto 86, asistieron 6.320 personas.

-
Cartagena 2-1 Real Murcia
9.250 espectadores
El derbi se jugó en el Cartagonova la tarde del sábado 11 de noviembre, en la jornada 11. Es la mejor asistencia registrada en el estadio, de los seis partidos de liga que se han disputado por adelantado.
-
Cartagena 3-0 Jumilla
4.600 espectadores
Es la peor entrada registrada este temporada en el Cartagonova, y se jugó el sábado 24 de marzo, en plena Semana Santa, ante el Jumilla. Es el último disputado en sábado. Jornada 31.

Aún menos lo hicieron para ver un soso empate (0-0) ante el Villanovense, de nuevo un sábado, 16 de septiembre. Ni siquiera surtió efecto la iniciativa de dejar entrar gratis a los aficionados que iban vestidos de época. Las fiestas de Carthagineses y Romanos estaban en plena ebullición y el encuentro solo congregó a 5.940 gargantas. Alberto Monteagudo tuvo numerosas bajas y, de hecho, sacó de inicio a Kuki Zalazar y a los medios Adama Fofana y Gonzalo Poley. Era la jornada 5, el principio de un largo camino hasta el final.

El Sevilla, un martes

No fue hasta la 14 cuando al Efesé le volvió a tocar un sábado, para recibir al Real Murcia en un derbi regional que nunca falla, independientemente del día y la hora. Allí se rompieron todos los datos, porque entre albinegros y granas sumaron 9.250, el récord de asistencia de un partido fuera del domingo. Ni siquiera la visita del Sevilla en los dieciseisavos de final de la Copa del Rey, con Ganso, Sarabia, Ben Yedder y compañía, el martes 24 de octubre, arrastró a tanto público (7.550).

La lluvia del sábado 25 de noviembre vació los anillos superiores de Lateral y Fondos. Entre eso y que el partido fue televisado, solo 6.250 personas vieron la abultada goleada que le endosó el Betis Deportivo al equipo, con un doblete del ahora albinegro Aitor Ruibal. Algo similar pasó hace dos meses, en la visita del Granada B y su gol en el minuto 87 que dejó heladas las 6.400 gargantas.

Pero la palma se la llevó la entrada del Sábado de Pasión, con 4.600 aficionados para ver los goles de Aketxe, Rubén Cruz y Ceballos, en su regreso a casa con el Jumilla, que se marcó en propia. Así, en la seis citas ligueras disputadas en sábado, la asistencia media fue de 6.460 espectadores. Más de lo mismo en las dos eliminatorias de la Copa del Rey, disputadas en martes, contra UCAM Murcia (6.000) y Mirandés (5.900).

El Cartagena pretende superar la entrada de 12.000 personas que acudieron a la ida de la eliminatoria contra el Alcoyano, en 2009. Los precios de las entradas eran de 20 y 25 euros para los abonados, y de 30 y 40 para el resto. En las promociones siguientes no se superó esa cifra, ni ante el Caudal (5.054), Avilés (4.689), Alcoyano (8.523) ni Barcelona B (9.152).

El Efesé ingresará 50.000 euros por la televisión

Ser campeón de grupo en Segunda B tiene un premio doble para el Cartagena: por un lado está a solo 180 minutos de regresar al fútbol profesional, seis años después, si se supera la eliminatoria a doble partido contra el Rayo Majadahonda, campeón del grupo I. El otro lado positivo tiene que ver con el aspecto económico. El partido de ida (este sábado a las 16.15 horas en el Cartagonova) será retransmitido a nivel nacional, gracias al acuerdo alcanzado por la LaLiga y la Real Federación Española de Fútbol. Será a través de los canales 'beIN LaLiga' y 'LaLiga 123 TV'. El Efesé recibirá en total 50.000 euros: 15.000 son fijos por jugar la fase de ascenso y 35.000 por disputar el encuentro como local. Si el partido de vuelta el próximo fin de semana (la fecha aún no ha sido confirmada) en el Cerro del Espino se televisa, el club recibirá otros 15.000 euros. Como ya adelantó 'La Verdad' hace dos semanas, el club que preside Paco Belmonte tendrá que desembolsar 400.000 euros en primas si hay ascenso.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos