La Verdad

FC Cartagena

«El primer gol lo marcamos nosotros»

Miembros de la peña Submarino Albinegro, en la explanada del Cartagonova, siempre preparados para animar a su equipo.
Miembros de la peña Submarino Albinegro, en la explanada del Cartagonova, siempre preparados para animar a su equipo. / La Verdad
  • La peña Submarino Albinegro, de las más activas en el Efesé, pide apoyo para los de Monteagudo en el vital duelo de esta tarde ante el Jumilla. «Hay calidad para ascender y los éxitos del equipo serán los nuestros», recuerda su presidente

Cuando vienen mal dadas, ahí están ellos. Nunca fallan. Son los peñistas del Efesé, los que le quitan tiempo a su familia y gastan bastante más dinero que un aficionado normal. Además del carné de abonado tienen que pagar cuota de peña, material de animación y viajes, cuando toca acompañar al equipo en algún desplazamiento. Dentro de este colectivo de casi 1.400 personas hay algunos grupos que están más activos que otros, tanto a la hora de animar en el Cartagonova como para montar tifos o actos en las semanas más importantes de la temporada. En los últimos meses hay que destacar, por ejemplo, la labor de la peña Submarino Albinegro, fundada en 2009 tras el ascenso de Alcoy y que ha recuperado el brío en los últimos tiempos. Gracias a su empuje, en el fondo sur del Cartagonova hay cada vez más ambiente, ruido y colorido.

Su presidente es Rafa Sánchez y pide el apoyo de todos de cara al trascendental duelo de esta tarde ante el Jumilla (Cartagonova, 18.00 horas). «Es un partido clave, de esos en los que el primer gol lo tenemos que meter nosotros, los aficionados. En Submarino Albinegro nos dedicamos a animar al Efesé y a disfrutar del del fútbol. Respetamos a cada uno de los 7.000 aficionados que van cada domingo al Cartagonova y pensamos que cada uno tiene que hacer lo que quiera en el campo. No queremos entrar en polémicas con unos u otros y hablar de si hay pitos o no en un momento o en otro. Lo que sí vemos es que la grandísima mayoría de la afición apoya a tope al equipo. Todos sabemos que hay calidad en la plantilla para ascender y que sus éxitos serán los nuestros. Por tanto, el papel de la grada está claro en este tramo final de la temporada», opina Sánchez.

En esta peña, que arrancó en agosto de 2009 con 35 personas y hoy cuenta con 255 miembros, no se desilusionan por los malos resultados de la segunda vuelta y las oportunidades que el equipo de Monteagudo ha desaprovechado en las últimas semanas para quitarle el liderato al Lorca. «Opinamos que en diciembre no estábamos ascendidos a Segunda, pero es que ahora no estamos ya sin opciones de subir. Ni aquello ni esto. El primer objetivo del club era acabar entre los cuatro primeros y todo el año hemos sido primeros o segundos. Ojalá quedemos primeros y así el objetivo de subir sería más fácil, pero hay que mentalizarse desde ya para jugar un 'playoff' de seis partidos . Lo tenemos que asumir todos, jugadores y aficionados. Si somos capaces de ganar en las tres últimas jornadas y al final nos vamos a un 'playoff' de dos partidos, pues perfecto. Pero sin volvernos locos ni atascarnos mentalmente. En el deporte, el poder físico influye, pero en muchos casos lo mental pesa más. Y en estas últimas jornadas es fundamental que la cabeza esté bien», apunta Rafa Sánchez.

Alcoy, el origen

Submarino Albinegro organizó hace unas semanas un homenaje sorpresa al canterano Sergio Jiménez, para animarle y ayudarle en un tramo de la temporada en el que al chaval de los Belones las cosas no le iban bien. Además, es un grupo de animación que ha ido a más y que llena de color la zona del fondo sur alto más próxima a la tribuna cubierta, muy cerca del incombustible Juanito y la peña Atalaya, otra muy bulliciosa. Y son unos peñistas que están siempre a disposición de la directiva del club y de la federación de peñas cuando hay que echar una mano en lo que sea.

¿Cómo surgió la idea de fundar Submarino Albinegro? «Un grupo de amigos vimos el ascenso de Alcoy en el Pabellón Central, en aquella pantalla gigante que se montó allí. Intentamos viajar a Alcoy, pero no hubo manera de encontrar entradas. Con el calentón del ascenso, esa misma noche surgió la idea de hacer una peña. Le dimos forma y el primer año de Segunda A fuimos 35 personas, casi todos amigos y familiares de los fundadores. Durante estos ocho años de sentimiento familiar y amistad el grupo ha ido creciendo cada temporada y hoy somos 255 peñistas. Es un orgullo que seamos tantos, que el ambiente sea tan familiar y que en Submarino Albinegro haya tanta gente de Cartagena y de los alrededores, ya que tenemos muchos socios de La Palma, Pozo Estrecho, Dolores de Pacheco y Torre Pacheco», cuenta Sánchez.

Cristo y Moisés, bajas

Cualquier ayuda es poca cuando lo que está en juego es un ascenso. Porque solo quedan tres balas y el Efesé afronta esta tarde un partido trascendental ante un Jumilla que matemáticamente aún no está salvado, aunque virtualmente sí. Los de Alberto Monteagudo, con las bajas de Cristo y Moisés por lesión, están obligados a sumar los tres puntos para meter presión al Lorca y, sobre todo, tras ser goleados el pasado domingo en Villanueva de la Serena (3-0). Además, los albinegros ni siquiera tienen garantizada su presencia en el 'playoff'.

Ceballos entrará en el eje de la zaga, con lo que Gonzalo Verdú actuará en el medio, regresando así al banquillo el canterano Sergio Jiménez. El puesto de Cristo lo ocupará Fernando Llorente, que regresará al 'once' y hará que Monteagudo recupere el dibujo de toda la segunda vuelta, un 4-1-4-1 en el que Arturo volverá a ser el delantero centro. En las bandas hay más dudas. Cuatro jugadores se disputan dos plazas en el 'once'. Germán y Sergio García tienen las mismas opciones de jugar en el costado derecho. En el izquierdo, Monteagudo duda entre Artiles e Isi Ros.

En el Jumilla, tras cinco derrotas y dos empates en las siete últimas jornadas, quieren sumar algún punto más que les dé hoy mismo la permanencia matemática, ya que el 'playout' está a seis puntos. A las conocidas bajas de Titi (13 goles y casi fichado por el Cartagena a finales de enero), Perona y Julián Domínguez hay que sumar la del meta Javi Seral, con un esguince de rodilla. Así, Jero estará bajo palos esta tarde en el Cartagonova, Fran Moreno será hoy el improvisado ariete y Manolo recuperará la titularidad en el centro del campo, junto a Julio de Dios. De este modo, Paul Quaye, quien estuvo a prueba con el Efesé durante el pasado mes de enero, será suplente. Bello será duda hasta el final. Y si no puede jugar, su sitio lo ocupará Ismael. El defensa cartagenero Luis Verdú, hermano de Gonzalo, estará en el banquillo visitante.

El Lorca, a la misma hora

A la misma hora juega el Lorca en el Artés Carrasco, ante el Córdoba B. Los tres puntos pueden dejar al equipo de David Vidal más consolidado que nunca en el liderato. Pero el filial del Córdoba será un rival complicado, y es que ya en la primera vuelta le hizo un 'roto' a los entonces pupilos de Julio Algar, a los que ganó 4-0. Además, el equipo blanquiverde ha ganado sus dos últimos partidos lejos de Córdoba ante los colistas Mancha Real y La Roda.

La falta de gol en Linares hizo que se aceleraran las negociaciones para sustituir a Chumbi y ha llegado al Lorca durante esta semana el delantero brasileño Matheus, cedido por el Granada hasta final de temporada. Debutará esta tarde. Con el Granada B ha logrado 16 goles y pretende aumentar su cuenta. «Quiero seguir haciendo goles, manejo bien las dos piernas y tengo facilidad para lanzar a puerta», ha dicho.

Para el partido ante el Córdoba B hay una baja de última hora. Se trata del capitán Juan Pedro Pina. El lateral derecho no pudo terminar el encuentro del pasado domingo en Linarejos por un problema muscular. Otro que también se puede caer del equipo titular es el central Borja García. El que ha vuelto a entrenar con normalidad es Carlos Martínez, pero se ha quedado fuera de la lista. A quien sí ha convocado David Vidal es al delantero Manu Apeh, del equipo filial. Informa Pedro Re.