Fútbol | FC Cartagena

Monteagudo: «Nos hemos rearmado y somos capaces»

Óscar Ramírez corriendo en solitario, ayer en la sesión de trabajo./ edu botella / agm
Óscar Ramírez corriendo en solitario, ayer en la sesión de trabajo. / edu botella / agm

Alberto Monteagudo confía en la capacidad de respuesta de sus jugadores tras el varapalo en Madrid. El técnico manchego da casi por imposible que Óscar Ramírez esté en el partido de ida, pero quiere contar con Rubén Cruz para la cita vital

MAITE FERNÁNDEZCARTAGENA

Recompuesta la parte del puzzle más importante, no existe más horizonte que el de Vigo. La plantilla ha ido recuperando el ánimo y los futbolistas están listos para afrontar el nuevo reto. Esta tarde solo irán a tierras gallegas los convocados y entre ellos está bastante complicado que se incluya a Óscar Ramírez. El lateral ya fue baja de última hora la pasada semana y sus problemas musculares invitan a ser cautos y no precipitarse.

En principio, Alberto Monteagudo no descarta la participación de Rubén Cruz. Sufrió un esguince de tobillo, pero podría participar y es sin duda uno de los jugadores importantes del ataque albinegro. El futbolista quiere estar.

El técnico manchego, como sus jugadores, ha pasado página y valora las opciones de ascenso que todavía quedan por delante y así, cumplir el reto propuesto desde su llegada al FC Cartagena. «Estamos ya con el Celta y lo demás no existe», dijo para empezar a comentar el nuevo panorama.

«Cuando me vienen los recuerdos del domingo, pienso en el Celta B y se me pasan. Hay que seguir». «La idea es seguir con la misma intensidad y la competitividad y buscar más suerte de cara al gol». «La sanción es fuerte y aunque no me gusta focalizar en el árbitro creo que fuimos perjudicados»

No ha sido sencillo cambiar el chip, pero ya lo han logrado. «Estamos bien y ya activados. Nosotros vivimos del fútbol y entendemos las cosas que pueden pasar, aunque sean crueles y fuera posiblemente la primera vez que nos pasaba a todos. Es difícil de explicar, pero sabemos que la única manera en la que podernos quitarnos un peso que puede acompañarnos durante los próximos 20 años es ganar la eliminatoria con el Celta B, llegar a la final y ascender y eso es lo que vamos a intentar hacer», indicó el entrenador del Efesé.

Ha estudiado bien el rival de esta segunda fase del 'playoff'. El Celta B supone un mayor peligro en ataque por el dinamismo de sus jóvenes delanteros y generará menos posesión que el Rayo Majadahonda. «Intentaremos minimizar sus virtudes y encauzar la eliminatoria para reactivarnos. Tienen tres jugadores arriba rápidos y chisposos y en la construcción no tienen tanto el balón sin avanzar. Son peligrosos y vienen de eliminar al Marbella», comentó el albaceteño.

No le preocupa tanto la imagen que pueda dar el equipo de cara a reactivar a los aficionados, como la propia competitividad. «Más que la imagen es la competitividad. El hecho de cualquier golpe durante el partido no nos hunda. Al fin y al cabo puedes decirme que estás bien y en momentos puntuales te vienen los fantasmas. Creo que si hay un equipo que puede rearmarse, competir y pasar somos nosotros. Lo creo porvarios motivos; fuimos campeones, jugamos tres eliminatorias de Copa, lo tocamos con los dedos y porque tenemos experiencia y hambre para ilusionar a la gente de nuevo. La respuesta de la afición es espectacular y esperamos un Cartagonova lleno para la vuelta, aunque hay que jugar primero en Vigo».

No cree que la eliminatoria tenga un favorito claro. «Se puede decir que el favorito es el Cartagena porque fue campeón, pero ellos llegan de ganar y nosotros de perder. No hay favorito. Ellos son un filial. Tienen ganas, pero no necesidad y nosotros llevamos dos años detrás de subir. En la intensidad se notará que nosotros nos jugamos más que ellos, a mi modo de ver».

Valora diferentes opciones por si Óscar es baja definitiva. «Es otro partido distinto, pero Hugo demostró que lo podía hacer. Están Josua, Abalo... si Óscar no llega el que decidamos cumplirá, porque la gente está muy enchufada y al 200%».

Reconoce que hay momentos en los que le viene el recuerdo negativo del minuto 96. «Me viene y pienso en el Celta y se me quita. Necesitamos estar limpios y bien. Lo hicimos todo y nada se nos puede reprochar. Nos ganamos por derecho propio esta oportunidad y queremos aprovecharla. Tenemos que estar bien mentalmente y con la misma capacidad de estos dos partidos de reactivarnos antes los problemas. Eso me preocupa más que el rival y eso que tienen jugadores muy buenos. Quiero a los míos con el cuchillo entre los dientes».

Las actuaciones arbitrales

Al técnico le parece injusta la sanción de cuatro partidos que le ha caído al capitán, a pesar de que las imágenes demuestran que no hubo la agresión que refleja el árbitro del encuentro. «Es tremendo. No podemos hacer nada, porque pones el vídeo y da igual. Es algo que habría que cambiar, porque si Sergio no ha agredido al jugador cómo podemos demostrarlo. El acta del árbitro va a misa, pero a veces se equivocan de jugador o de lo que han visto por los nervios o por el momento y hay un futbolista importante que faltará cuatro jornadas».

Asegura que además; el colegiado fue al árbitro asistente para tomar su decisión. «Hemos sido perjudicados aunque a mí no me gusta focalizar en ellos. Han habido circunstancias que mosquean. Le mandé un mensaje a Rubiales a través de un amigo común. No servirá, pero al menos me quedé tranquilo».

Aunque el club acudirá al comité de apelación para intentar disminuir esa sanción que consideran desorbitada e injusta, ahora piensan también en las dos cartulinas amarillas que lleva Miguel Ángel Cordero. «Con la intensidad con la que juega Cordero es bastante difícil que no vea y se complica la cosa. Nuestro objetivo es ganar el partido de ida como ya hicimos aquí y como queremos hacer también en Cartagena. Queremos hacer gol y encauzar la eliminatoria para terminar de llevárnosla aquí».

En cuanto al ambiente que se encontrarán en tierras gallegas, le preguntaron a Monteagudo por el interés y la ilusión de los gallegos por subir. «Ya, pero se enfrentan con el Cartagena, que estuvo a treinta segundos de ser equipo de Segunda y tenemos que focalizar todo eso para hacer un partido serio, con la intensidad que hemos tenido en los últimos partidos y un poco más de finura de cara a gol. Al final nosotros hemos metido los cuatro goles de la última eliminatoria. Estuvimos intensos y competitivos y faltó la fortuna de cara a gol». Esa suerte buscarán en Vigo.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos