Fútbol | FC Cartagena

Monteagudo quiere abrir hueco

Alberto Monteagudo, en el entrenamiento del Cartagena de ayer./J. M. Rodríguez / AGM
Alberto Monteagudo, en el entrenamiento del Cartagena de ayer. / J. M. Rodríguez / AGM

Cordero, por lesión, es la principal duda del Cartagena para recibir al Marbella que también llega con bajas importantes. El técnico albinegro confía en seguir la buena racha como local que solo se vio trastocada en la visita del Mérida y ampliar las diferencias

MAITE FERNÁNDEZCARTAGENA

La victoria del pasado lunes en Córdoba fue importante, mucho más de lo que pueda parecer. Sin embargo, el fútbol no para y el Cartagena tiene un compromiso importante frente al segundo clasificado del Grupo IV. La idea de Alberto Monteagudo es tan clara como intentar dejar al segundo clasificado a cuatro puntos al término del domingo y tachar una fecha en el calendario. Cada vez queda menos para esas últimas diez jornadas de fase regular.

El técnico albinegro no cuenta con el portero Pau Torres, que está acortando sus plazos de recuperación, y es baja casi segura para el centro del campo Cordero. Por lo demás, recupera efectivos con respecto a la última salida. «Cordero es seria duda, porque sintió un tirón en el isquio en la última jugada del partido y puede ser baja, porque no queremos que se rompa. No está roto, pero no está seguro de poder jugar. Todos los demás están».

Hoy hablarán con el futbolista para ver si finalmente le descartan. Será tras la sesión de trabajo que realizará, a puerta cerrada, en el escenario del partido.

«El Marbella está ahí por méritos propios y sus números son los mejores del año 2018. No es casualidad»

«Nosotros no regalamos nada en nuestra casa y los tres puntos serían muy importantes»

El manchego no está preocupado por los jugadores apercibidos de sanción, porque reconoce que la plantilla es suficientemente amplia para poder tener recambios. Le preocupa más dar su mejor versión ante la afición. «En el último partido en casa no pudimos quedarnos los tres puntos y queremos hacerlo porque sería volver a insistir en que en casa somos fuertes».

El rival es totalmente diferente al Mérida, último equipo que pasó por el Cartagonova. El entrenador del Efesé daba importancia al recorrido del Marbella en la competición. «Cuando un equipo está arriba, junto a nosotros, a falta de doce partidos es porque hace las cosas bien. No es casualidad. Ya nos ganó allí y es un dato a tener en cuenta. Luego, tiene jugadores como Indiano, que lo tuvimos y lo conocemos. Gente rápida en las bandas y experimentada como Añón. Tiene una defensa seria y un bloque trabajador, comprometido. Tiene las cosas que hay que tener en esta categoría para estar en disposición de ganar todos los partidos, aunque luego el fútbol decide. Es un rival peligroso, que está ahí por sus méritos», indicó Monteagudo.

Sin embargo, el albaceteño no lo califica como el partido de la temporada. «No. Es un partido importante, porque sería ganar en casa y meterles cuatro puntos. No sería algo definitivo a día de hoy, pero sería tener un colchón por si te despistas. Por encima de eso es ganar en casa. Este año nos concienciamos con ser fuertes en Cartagena y no perder muchos puntos y ser fuera lo que somos. A partir de ahí, es un rival importante porque está segundo. Como decía el gran Luis Aragonés, hasta los últimos diez partidos no se deciden las Ligas», aseveró en la previa del último día de preparación para el encuentro.

Contrastando datos sobre las trayectorias, ensalzaba la racha del rival en el inicio del año. «Ellos no han perdido ningún partido en el 2018 y han conseguido varias goleadas. Son un equipo sobrio y cuando te despistas te pilla porque tiene chispa. También tienen bajas que pueden ser importantes. Con todo mi respeto me importa más mi equipo, pero ante el Marbella o ante cualquier rival. No somos mejores que nadie, pero si damos nuestra versión buena hemos demostrado solvencia y ser un equipo con capacidad de ganar», valoró el míster albinegro.

Precisamente el partido del año pasado frente al Marbella en casa fue uno de los mejores del equipo albinegro en el curso. El equipo andaluz llegó como líder indiscutible y se llevó un serio correctivo. Le preguntaban a Monteagudo si con un inicio fulgurante se evitan los finales con nervios. «Prefiero controlar los noventa minutos, como todos los entrenadores. Hay días que puedes como con el UCAM meter un hombre de ataque en los últimos minutos y que te hagan dos goles, aunque no tuvo nada que ver y otro día meter un central y que también te hagan uno. Al final más que los cambios decide el juego y el rival también juega. Firmo hacer dos goles al principio, pero yo no llevo preparado lo que voy a hacer. Hago lo que voy sintiendo en el partido», comentó el técnico que buscará una victoria que además seguiría diluyendo los fantasmas de la segunda vuelta del pasado curso. Ellos sufrieron y el Marbella se quedó incluso fuera de los cuatro primeros. Este año la consistencia del equipo de Fernando Estévez parece diferente.

Los favoritos

Ahora empieza a entrar en las quinielas. «El año pasado es que empezó espectacular. Yo creo que tiene buenos jugadores, aunque tiene varios lesionados ahora. Al principio piensas en el UCAM, recién descendido. Piensas en el Cartagena, que estuvo el año pasado luchando y en el Murcia porque es el Murcia. También entraba el Extremadura porque se ha gastado mucho dinero y ahora el Marbella, por méritos propios, se ha metido ahí. Son un equipo y hay mucho trabajo para la suma de todos. Si un equipo bueno se lo cree se puede convertir en un equipo a batir y ahí están. Sus números son los mejores en el 2018y tenemos que rendir a un buen nivel y que sepan que en nuestra casa no vamos a regalar nada a nadie».

Entre los nombres propios, se habló del portero del Marbella. «Wilfred es un portero que gana puntos. Lo conozco de hace muchos años y me parece top de la categoría».

También surgió un tema recurrente como la maldición de los ex, aunque Hevia no podrá jugar porque pasó por el quirófano hace pocas semanas. «Chus Hevia está lesionado y no es suerte, porque no le deseamos mal a nadie. Es un jugador importante e Indiano no hace mucho gol, pero se encienden las alarmas. Es la brújula del equipo. Le deseamos lo mejor siempre que no nos perjudique».

Se le preguntó por la trama de apuestas destapada en la última semana. «Si existen y hay amaños hay que atajarlos, porque el fútbol debe ser un deporte limpio. Le deseo lo mejor a Ceballos y que no tenga nada que ver. No sé lo que ha pasado. Sé que lo detuvieron para preguntarle, pero nada más. Le deseo lo mejor, que no tenga nada ver y que esté tranquilo y que acabara todo con ese interrogatorio», indicaba Monteagudo para concluir su comparecencia semanal.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos