Juventud y sangre venezolana para la defensa y el ataque del FC Cartagena

Josua Megías, en el estadio de Butarque.
Josua Megías, en el estadio de Butarque. / FC Cartagena

El central Mejías, sub campeón del mundo sub 23, y el delantero Farisato llegan cedidos del Leganés y del Valencia en la última tarde del mercado

M. F.CARTAGENA

El Cartagena cerró el mercado alrededor de las ocho de la tarde y lo hizo con dos incorporaciones de nacionalidad venezolana. Un defensa y un delantero sub 23 para completar el plantel, con el que Monteagudo contará en la primera parte de la Liga.

Josua Megías, de 20 años, llega para cerrar la parcela defensiva. Estará cedido por el Leganés. Internacional con las categorías inferiores de Venezuela, fue recientemente subcampeón del mundo en categoría sub 20 en Corea jugando sus primeros minutos en la semifinal frente a Uruguay.

El central fue pieza angular para la clasificación de la Vinotinto Sub 20 al Mundial. En el Sudamericano de Ecuador, jugó siete compromisos y anotó un tanto.

Puede jugar también como lateral. Un jugador de 1,85, defensa contundente y con buena salida de balón.

Más gol

También de origen venezolano, pero afincado en Valencia hace unos años, aterriza Marco Farisato. El delantero tiene 19 años y es una promesa del fútbol de su país que viene a aportar gol al FC Cartagena.

Viene cedido por el Valencia y lleva en el club ché desde los 16 años, época en la que jugaba con la Selección sub 18 de su país, aunque ya ha jugado con la sub 20.

Destaca por su disparo y por su velocidad, que es justo lo que quería Monteagudo para tener alternativas a Aketxe y Moussa.

Un tipo de delantero diferente y rápido, aunque de momento con muy poca experiencia en la categoría de bronce del fútbol español. Debutó con el equipo del Mestalla a las órdenes de Curro Torres, actual entrenador del Lorca.

Se trata de un delantero potente, que aprovecha su corpulencia para superar a los rivales y con mucho gol como ha demostrado en las categorías inferiores del Valencia y un disparo seco.

Destacan de él su fuerte mentalidad y su determinación para buscar escalar en el mundo del fútbol. No se rindió ni cuando estuvo un año sin jugar por problemas burocráticos a su llegada a Paterna en el 2014.

Hace dos temporadas, en el equipo juvenil, hizo 16 goles. Le consideran el heredero de Miku. Los dos jugadores estaba previsto que llegaran anoche a la ciudad y que hoy, a partir de las 09.00 horas, entrenen con el equipo en la última sesión de trabajo antes del partido del Melilla.

También hoy de 11.00 a 14.00 horas estarán abiertas las oficinas para poder adquirir entradas tanto del partido liguero, como de la eliminatoria de Copa del Rey ante el Mirandés del próximo miércoles en el que también pagan los abonados. La excepción son los niños que sí tienen que recoger su invitación hasta el miércoles al mediodía.

Fotos

Vídeos