Dos ilusiones y un mismo objetivo

Carmona, en la última visita del Cartagena al Cerro del Espino, frente al filial del Atlético./La Verdad
Carmona, en la última visita del Cartagena al Cerro del Espino, frente al filial del Atlético. / La Verdad

El rival albinegro cobrará también 20 euros por la entrada para la vuelta, pero no decidirá hasta el domingo el número que recibirá el Efesé

MAITE FERNÁNDEZCARTAGENA

La Cartagena futbolística vive días de ilusión y de ansiedad. La ciudad está volcada con su equipo de fútbol y se nota en las conversaciones callejeras y también de forma evidente en las colas que el estadio Cartagonova sigue registrando desde la apertura hasta el cierre de las oficinas. La ansiedad llega porque se quieren conocer los detalles del choque de vuelta y también un número de entradas fijo que podrán comprar para viajar a Madrid la próxima semana.

Se sabe que costarán 20 euros porque se ha pactado en la ida para los dos enfrentamientos y también, que igual que el Cartagena les ofrecerá estar en Tribuna Baja, en el Cerro del Espino también se cuidará a los seguidores del Efesé.

El Cartagena tiene experiencia en el fútbol profesional, un estadio grande y siete mil abonados, pero en lo deportivo serán once contra once y dos campeones de la misma categoría.

«Somos por masa social los más pequeños, pero no somos la Cenicienta en lo deportivo», dicen en el Rayo

La ilusión no es menor en Majadahonda, aunque es cierto que las comparaciones son difíciles en muchos aspectos. No lo es tanto en otros. En tierras madrileñas tienen la sensación de ser la Cenicienta del grupo de campeones y no consideran que sea una realidad. En el club madrileño respiran con alivio al tener la vuelta fuera, porque a nivel organizativo será más sencillo acoger el definitivo encuentro de la próxima semana.

Su gente está ilusionada y en la entidad advierten que ellos también se juegan mucho en esta eliminatoria. «Estamos contentísimos con el objetivo conseguido, porque es un hito histórico para el club y la ciudad. Estamos disfrutando, aunque atacados de los nervios. Nos facilita jugar el segundo partido en casa. En estas dos semanas nos jugamos lo mismo las dos entidades, porque los dos queremos estar en La Liga 123 y entrar en la vorágine del fútbol profesional, que es algo que es verdad que nosotros no conocemos y el Cartagena sí. Obviamente para los dos es el objetivo y el deseo una vez llegados a este punto, aunque nuestro primer objetivo era salvarnos lo antes posible. Luego queríamos la Copa y ya el 'playoff'. Ser primeros no era la meta», explica José Luis Hernández.

«Tenemos uno de los diez presupuestos más bajos, porque gastamos solo lo que ingresamos»

El Director General de la entidad sabe bien cómo ha ido creciendo el club. Fue portero del club y recuerda cuando el campo era de tierra y no había ni gradas para sentarse. Vivió el primer ascenso del club a Tercera División y está viviendo unos días muy especiales.

La situación ha cambiado mucho, aunque el gestor advierte que tienen uno de los diez presupuestos más bajos de la categoría. «Nosotros nos gastamos lo que ingresamos. No debemos un euro a nadie. Nuestro presupuesto está por tanto cubierto y todo lo que venga será bien recibidos para repartir a los chicos y pensar en el año próximo». Sin duda, es bien recibido el ingreso en concepto de televisión.

Afrontan este sábado el desplazamiento más numeroso de la temporada: «No somos un club que desplace mucha afición. Es una afición muy buena, pero no viaja mucho. Es difícil saber ahora cuantas personas viajarán, pero será el mayor del año. Doscientos sería un hito, porque el récord de viajeros es de 120».

Están contentos con el trato que están teniendo con el Cartagena, aunque no confirmarán el número de entradas a intercambiar hasta el domingo. «Nos piden 2.000 y nuestro campo es muy pequeñito. No se pueden comparar y no creo que podamos llegar a esas cifras. Intentaremos satisfacer en la medida de lo posible, pero es que tenemos 3.300 localidades. Dependerá del resultado de la ida, porque si es esperanzador entiendo que la afición de aquí querrá acudir al campo para vivir una posibilidad de un acontecimiento histórico», anhela el responsable del Rayo Majadahonda.

Tienen varias categorías de abonos. Entre todos suman alrededor de 1.000, pero casi 700 son los niños de las escuelas. Asumen que social y económicamente son los más pequeños, pero no en lo deportivo. José Luis Hernández habla de Cenicienta y el técnico de patito feo. «Socialmente somos los más pequeños, pero en el campo no lo somos», advierte y también explica que «el Cartagena nos ha visto mucho y saben cómo somos. Solo somos tapado para los aficionados de los otros equipos». El Cartagena así está también demostrando el respeto al rival.

Hay mucho contraste, aunque sí que se pueden parecer más en la parte deportiva, porque la apuesta en el banquillo es continuista. «Nadie puede poner en duda la labor de Iriondo. Cada año superamos un poco más el anterior, aunque parezca complicado. Son los años más gloriosos de la entidad y la confianza en el banquillo es plena».

Lo deportivo lo deja para los técnicos, pero cree que la eliminatoria se decidirá en la vuelta por lo que reparte el favoritismo. «En el fútbol nunca se sabe. Mira la Champions y los resultados de algunos de los clubes con sorpresas en las vueltas cuando parecían resueltos, pero mi opinión ahora es que no habrá resolución en el encuentro de ida. 50% de posibilidades». La clave para él es marcar en Cartagena. De confirmarse el horario, jugarían la vuelta en su horario habitual. Al 99% espera que será domingo, a las 12.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos