Un mes para el despegue definitivo

Moussa lucha por un balón en el partido del domingo en Badajoz./LOF
Moussa lucha por un balón en el partido del domingo en Badajoz. / LOF

Los últimos cuatro partidos del año le dan al Cartagena una oportunidad de oro para distanciarse del quinto y consolidar un liderato aún muy frágil

Francisco J. Moya
FRANCISCO J. MOYACartagena

El Cartagena disfruta de su tercera semana en lo más alto de la clasificación con la convicción de que su liderato es aún muy frágil y de que no durará mucho en lo más alto de la tabla si no suma de tres en tres en las próximas semanas. Porque los de Alberto Monteagudo solo tienen seis puntos más que el decimocuarto clasificado, que es el Villanovense. Y su colchón con el quinto, el filial del Granada, es endeble. Solo cuatro puntos de ventaja tiene con respecto al cuadro granadino. En la Liga más igualada de la historia, todos dan por hecho que tarde o temprano se romperá la tabla y aumentarán las diferencias.

Pero ya hemos consumido 15 jornadas y técnicamente se puede hablar de hasta 14 candidatos a jugar el 'playoff' de ascenso. Son Cartagena, Extremadura, Écija, Marbella, Granada B, UCAM, Murcia, Melilla, San Fernando, Mérida, Balompédica Linense, Ejido, Recreativo y Villanovense. De estos 14 equipos, el que sea capaz de encadenar dos o tres victorias consecutivas en el próximo mes pasará seguramente las Navidades entre los cuatro primeros. La igualdad suele ser una tónica habitual en los cuatro grupos de Segunda B, pero lo que está sucediendo en esta primera vuelta en el IV es rizar el rizo. No hay precedentes de algo así.

El caso es que el Cartagena es el líder y tiene por delante antes del parón navideño cuatro citas más o menos propicias para despegar definitivamente y empezar la segunda parte de la Liga regular con cierta ventaja sobre sus oponentes. Sobre el papel, se podría decir que el calendario se suaviza bastante para los albinegros en el tramo final de esta primera vuelta, aunque los antecedentes (empates en casa ante Las Palmas Atlético, Villanovense y Córdoba B) obligan a olvidar el exceso de confianza y tomarse cada partido como si fuera una final, esté delante el Murcia o el colista.

Betis B. Viene en plena crisis, tras ocho jornadas sin ganar y metido en zona de descenso a Tercera

Lorca Balompédica. Mario Simón la levantado al equipo de la lona en solo quince días, aunque la salvación aún queda lejos

Linense. Lleva un mes sin ganar y ha pasado de luchar por el primer puesto a estar en la zona templada de la tabla

Écija. También ha perdido fuelle y acumula cuatro jornadas sin ganar, aunque resiste en puestos de 'playoff'

El primero de estos cuatro últimos partidos previos al descanso navideño se juega este sábado en el Cartagonova ante un Betis Deportivo que llegará al recinto de Benipila en plena depresión. Los jóvenes pupilos entrenados por el gerundense José Juan Romero solo han sumado 5 de los últimos 24 puntos en juego, acumulan ocho jornadas sin conocer la victoria y en los dos últimos encuentros ante Las Palmas Atlético y Jumilla -que tenían marcados en rojo para salir de la zona de descenso- han cosechado dos decepcionantes empates que le mantienen en la zona de descenso a Tercera División. Se trata de un equipo con bastante calidad en el que destaca el delantero Loren Morón, 'pichichi' del grupo con diez tantos. Su problema es que a nivel defensivo concede demasiado en todos los partidos. Con todo, no conviene fiarse.

El Artés, siguiente salida

La primera salida de diciembre será al Artés Carrasco de Lorca, donde espera un equipo que ha resucitado de la mano de Mario Simón. Empate en Granada y triunfo en casa ante Las Palmas Atlético es el balance de los lorquinos en los primeros quince días del técnico madrileño. No habrá reencuentro con Manolo Palomeque en un partido en el que posiblemente haya más aficionados visitantes que locales en las gradas del Artés. En cualquier caso, el Lorca Deportiva es hoy un rival mucho más peligroso de lo que lo era hace solo tres semanas. Este domingo tiene un choque trascendental en Jumilla, rival directo en la lucha por una salvación que los lorquinos aún tienen a cinco puntos.

El último partido del año en el Cartagonova se jugará el 10 de diciembre contra la Balompédica Linense, que firmó unas notables diez primeras jornadas, en las que incluso estuvo coqueteando con la primera plaza, pero se ha derrumbado en el último mes. Tras empatar con los filiales de Granada y Córdoba y perder ante Marbella y San Fernando, el cuadro dirigido por Julio Cobos ha caído al undécimo puesto y necesita ganar a Las Palmas Atlético y Jumilla para llegar al Cartagonova enganchado a la zona noble de la tabla.

Este año acabará para el Cartagena en el complicado estadio de San Pablo, donde espera un duro partido ante el equipo revelación del grupo. El recién ascendido Écija ha sido líder durante varias semanas, pero en el último mes ha perdido fuelle y emite algunos síntomas preocupantes. Ha perdido con claridad en sus dos últimas salidas, a Marbella y a Mérida. Y solo ha empatado en sus dos últimos partidos en casa, contra San Fernando y Córdoba B. Aún así, resiste en la tercera plaza. Antes de recibir al Cartagena, tiene que ir a Granada y Jumila y medirse en su campo con Las Palmas Atlético.

Más

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos