FC Cartagena

Crisis en las peñas albinegras

Loli Martínez, entre Ceballos y el peñista Rafa Sánchez, durante la última gala de la federación de peñas en El Batel./Antonio Gil / AGM
Loli Martínez, entre Ceballos y el peñista Rafa Sánchez, durante la última gala de la federación de peñas en El Batel. / Antonio Gil / AGM

La presidenta Loli Martínez dimite tras una forzada votación en su contra y se cancela la gala anual de entrega de premios

Francisco J. Moya
FRANCISCO J. MOYACartagena

La Federación de Peñas del FC Cartagena vuelve a entrar en una situación de parálisis absoluta después de la forzada renuncia de su presidenta Loli Martínez, derrocada el pasado jueves en una asamblea extraordinaria en la que 13 de los 22 peñistas con derecho a voto decidieron apostar por la disolución de la actual junta directiva de las peñas albinegras y el inicio de un proceso que culminará con nuevas elecciones y con el nombramiento de un nuevo presidente, acompañado por supuesto de otra directiva. En esa votación también hubo 7 abstenciones y 2 votos a favor de la continuidad en el cargo de Martínez, quien ha estado en el puesto durante los últimos meses 18 meses.

Martínez, quien relevó a Pencho Angosto en diciembre de 2015, dimitirá de manera formal en la asamblea ordinaria del próximo 29 de junio. No quiso hacerlo el pasado jueves para que no haya un vacío de poder en estos días en los que el club prepara la campaña de abonados de la próxima temporada (Belmonte había hablado ya con Martínez) y espera que, de este modo, dentro de doce días haya peñistas dispuestos a formar parte de una junta gestora que dirigirá la federación de peñas del FC Cartagena hasta que se celebren las próximas elecciones.

Martínez (de la peña Bar Bruselas) se había quedado muy sola al dimitir el pasado verano su vicepresidente Miguel Ángel Muñoz (Cañoneros Trianón) y marcharse también recientemente de su directiva la tesorera María Martínez (peña Efesé). El único apoyo que le quedaba era el de Ana María Barcelona (peña Efesé) y ha entendido que «no era cosa de aferrarme al puesto ni de ir contra la corriente», confesó ayer a 'La Verdad' la presidenta saliente.

En su balance de este año y medio, destaca que «al principio todo fue muy satisfactorio, pero en el tramo final me han faltado apoyos y me he encontrado bastante sola. Lamentablemente, siempre que había que organizar cosas y arrimar el hombro, éramos los mismos. En cuanto a los viajes, quitando el derbi de Murcia, las salidas a La Roda y Lorca y los partidos de 'playoff', la verdad es que nos ha costado movilizar a la gente», apuntó Martínez. La situación se ha complicado de tal forma que los peñistas han decidido cancelar la anual gala de entrega de premios que suele celebrarse al final de cada temporada en El Batel.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos